Cabecera Tonicapertutti
tonicapertutti
Bienvenidos y... tónica per tutti!!
Inicio

Mi Perfil

Calendario
<<   Abril 2017    
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Apúntate

Suscríbete al blog

Categorías
General (535) Sindicar categoría
Blogeando (8) Sindicar categoría
Caqués (613) Sindicar categoría
Ciencia afición (30) Sindicar categoría
Cocina (11) Sindicar categoría
Desayunos con Amparo (4) Sindicar categoría
El Orate (12) Sindicar categoría
Fandín (16) Sindicar categoría
Gente en ventanas (27) Sindicar categoría
gIÚS (22) Sindicar categoría
Javi (308) Sindicar categoría
Joso (44) Sindicar categoría
Kahena (8) Sindicar categoría
Kobalto (1) Sindicar categoría
Kobalto y María (3) Sindicar categoría
La Barraca (26) Sindicar categoría
Lectura (3) Sindicar categoría
María (Xarfa) (355) Sindicar categoría
Pili (113) Sindicar categoría
Retoque (5) Sindicar categoría
Románico (5) Sindicar categoría
Rutas (9) Sindicar categoría
Sergio y María (3) Sindicar categoría
Teresa (398) Sindicar categoría
Travesía de Josito (13) Sindicar categoría
Tutoriales (4) Sindicar categoría
Vespadicto y María (2) Sindicar categoría
Vespadicto, Kobalto y María (1) Sindicar categoría
Archivo
Junio 2016 (1)
Mayo 2016 (1)
Febrero 2013 (1)
Octubre 2012 (1)
Septiembre 2012 (2)
Agosto 2012 (2)
Abril 2012 (3)
Enero 2012 (13)
Diciembre 2011 (4)
Noviembre 2011 (2)
Octubre 2011 (3)
Septiembre 2011 (5)
Agosto 2011 (4)
Julio 2011 (3)
Junio 2011 (7)
Mayo 2011 (8)
Abril 2011 (18)
Marzo 2011 (13)
Febrero 2011 (6)
Enero 2011 (7)
Diciembre 2010 (13)
Noviembre 2010 (6)
Octubre 2010 (5)
Septiembre 2010 (12)
Agosto 2010 (5)
Julio 2010 (8)
Junio 2010 (22)
Mayo 2010 (33)
Abril 2010 (29)
Marzo 2010 (24)
Febrero 2010 (25)
Enero 2010 (23)
Diciembre 2009 (13)
Noviembre 2009 (16)
Octubre 2009 (19)
Septiembre 2009 (10)
Agosto 2009 (7)
Julio 2009 (16)
Junio 2009 (8)
Mayo 2009 (13)
Abril 2009 (21)
Marzo 2009 (35)
Febrero 2009 (28)
Enero 2009 (46)
Diciembre 2008 (32)
Noviembre 2008 (38)
Octubre 2008 (69)
Septiembre 2008 (69)
Agosto 2008 (43)
Julio 2008 (56)
Junio 2008 (46)
Mayo 2008 (51)
Abril 2008 (37)
Marzo 2008 (45)
Febrero 2008 (38)
Enero 2008 (81)
Diciembre 2007 (116)
Noviembre 2007 (108)
Octubre 2007 (109)
Septiembre 2007 (119)
Agosto 2007 (69)
Julio 2007 (72)
Junio 2007 (99)
Mayo 2007 (152)
Abril 2007 (122)
Marzo 2007 (118)
Febrero 2007 (101)
Enero 2007 (57)
Diciembre 2006 (19)
Noviembre 2006 (47)
Octubre 2006 (99)
Sindicación
Artículos
Comentarios
Enlaces
Vespadicto
Cero a la Izquierda CALIZ
Artabrón
Paseantes
eGrupos
El Tablero de Piedra
ZoomBlog

www.flickr.com
Ir a la galería de Caqués
www.flickr.com
Ir a la galería de Xarfa
www.flickr.com
Elementos de Xbier Ir a la galería de Xbier
www.flickr.com
Elementos de Bubela Ir a la galería de Bubela
Contador desde el
5 de junio de 2007



 

gIÚS


¡¡¡Libertad de expresión!!!

Debo aclarar que no suelo leer asiduamente la prensa escrita “oficial”, y no soy consumidor de “productos televisivos”. Suelo informarme, las más de las veces de un modo caótico, a través de los más diversos medios que ofrece la red... Pero aún en la red, los medios más leídos y escuchados son, con mucho, los “oficiales”. Y éstos son... la misma cosa. El todavía presidente del gobierno italiano controla, porcentualmente, gran parte de las televisiones españolas. Parece ser que controla Telecinco y Cuatro; parece ser que tiene presencia indirecta en Unidad Editorial y está detrás de buena parte de esas pequeñas cadenas que han surgido en la TDT... Es decir, esta es la foto del panorama mediático español... Los bancos no son los propietarios de los medios. Pero mandan por vías complejas. Si un medio le debe dinero... ya sabemos quién manda. Si un medio necesita en el futuro pedir un préstamo o una refinanciación de la deuda, también. Si los principales anunciantes que garantizan la supervivencia de un medio son empresas que tienen acciones cruzadas con los bancos... pues más de lo mismo. Y todos sabemos ese hispánico dicho de “al amigo todo, al enemigo nada, y al indiferente... la ley vigente”. En Galicia acaban de desaparecer "medios" que, a mi entender, eran los únicos que criticaban las posiciones de poder, más allá de que pudiera o no estar de acuerdo con sus interpretaciones de la realidad. Y ya sé que no se podían financiar con la venta de sus ejemplares... pero también sé qué pasa con todos los grandes medios gallegos y españoles, y sus grandes subvenciones públicas y privadas... Por estas y otras muchas razones, y sintiendo estar en desacuerdo con muchos, no creo en la independencia de los medios, y a pesar de todas sus deficiencias, reivindico los medios públicos. Al fin y al cabo, recuerdo deplorables televisiones públicas.. pero también recuerdo que, afortunadamente, se acabaron cuando algunos presidentes del Gobierno se marcharon....

Publicado por gIÚS el 9 de Agosto, 2011, 14:01 Comentarios 5 | Comentar | Referencias (0)

The Beatles, Chema y un café con leche

      Esta tarde, tras encontrar una fotografía con Julia Baird mientras tomaba un café con leche… he estado unas dos horas “en las nubes”… Julia Baird es la “hermana” de John Lennon; es decir, la hija de la tía de John Lennon con la que éste vivió durante su infancia y adolescencia. Por cierto, y a quien le compuso una maravillosa canción que, como no podía ser de otra manera, tituló “Julia”. Y que no pongo en el blog porque me llevo mal con los vídeos y el tpT.

 

      Cuento esto porque la fotografía me ha recordado la historia de Chema. Os preguntaréis, antes de nada ¿Qué c… pinta este tío con la hermana de Lennon?... Pues nada, muy poco. Vino Julia a la ciudad con motivo de la inauguración de la estatua de John Lennon; y Chema, un compañero y amigo, me invitó a una cena con ella… y aproveché para la fotografía.

 

     Y es que Chema es un fanático de los Beatles. Tan fanático, que no cuenta con los dedos ambas manos los viajes hechos a Inglaterra con la intención de conocerlos, con unas cuantas anécdotas dignas de publicación… En uno de estos viajes, Chema se le presentó en la puerta de su casa a una ancianita que era otra tía de John, la “tía Mimi”, y por esos azares que de vez en cuando tiene la vida, ésta lo invitó a un té, tras enseñarle Chema una foto enmarcada de Lennon que ella no conocía (y que Chema previamente había “sacado” de una revista y “tratado” convenientemente). A la salida de la casa, y tras regalarle la foto enmarcada, tía Mimi le metió una cajita en el bolsillo a Chema, que contenía …. ¡¡¡un diente de leche de John!!!

 

    Al llegar a A Coruña, Chema llamó por teléfono a… Yoko Ono, para decirle que tenía una algo muy especial de John… y ésta, al enterarse de qué era, quiso el dientecito… Desde entonces, Chema y Yoko son amigos… como dan fe las fotografías de Chema en el edificio Dakota de New York, en el apartamento de Yoko y John. Y también por eso Yoko lo invita a los actos de recuerdo de John… e incluso participa en un reciente disco patrocinado por Chema para “Médicos sin fronteras” que conmemora los 50 años de los Beatles en el que colaboran también Miguel Ríos, Milladoiro, y muchos otros…

 

  Total, que hoy, cuando he encontrado la fotografía, he pensado en los azares de la vida, en lo que puede lograr la perseverancia y la ilusión, en el ingenuo descaro de los “Fab four” hace unas décadas… ¿y sabéis qué he hecho? pues ponerme en “youtube” algunas canciones… “Julia”, “Dear Prudence”, “Don´t let me down”… en fin, maravillosos recuerdos  de maravillosas canciones con un café con leche… en esta también, por todo ello, maravillosa tarde.

Publicado por gIÚS el 23 de Febrero, 2011, 0:59 Comentarios 4 | Comentar | Referencias (0)

...telefonía móvil, forenses y paseos por la ciudad...

 

Hace ya mucho tiempo que Ramón es amigo mío. Casi treinta años, y todavía “no me atrevo” a llamarle “Moncho”. Bueno, no me atrevo porque es bastante mayor, ya cumplió los setenta. Pero desde que, de forma casual, lo conocí, siempre tuvo una mente lucidísima, con un punto algo socarrón. Vinculó su vida profesional al mundo judicial; y en lo personal, probablemente sea la persona más culta que he conocido. Las lúcidas anécdotas e inteligente ironía con que complementaba sus comentarios sobre la vida merecería, a mi entender, salir del espacio que él construía con un pequeño puñado de amigos. Lástima que, dada su salud física, no podamos ya pasear tan frecuentemente por la ciudad como hacíamos antaño.

 

         Hoy lo he recordado, y es que me he sentido timado. El caso es que tuve que comprar “un producto” de telefonía móvil; y la sensación de ineficacia, junto al maltrato y engaño con que se condujeron los empleados de la empresa en cuestión, me hace coincidir con la “Organización de Consumidores y Usuarios” en el análisis de que estas empresas resultan ser las más ineficientes en la información y trato a los clientes. Pero el caso es que una vez pasó el tiempo de la rabia e indignación, recodé una anécdota que me contó Ramón hace ya muchos años.

 

         Me decía Ramón, no recuerdo “a cuento de qué”, que creía que en España había un porcentaje nada desdeñable de personas frívolas y poco serias en su trabajo cotidiano. Y explicaba que esto sucedía en todos los sectores, y ponía como ejemplo a los médicos forenses, por los que no sentía una gran respeto profesional. Y recordaba que, en una ocasión, había presenciado un levantamiento de un cadáver en un monte cercano a Xinzo de Limia. El cadáver tenía evidentes signos de descomposición junto un orificio de bala en el cráneo. Pues bien, el forense practicó una trepanación y, a través de ella, introdujo su mano cubierta con un guante en el cerebro, que no era más que una masa gelatinosa que se desparramaba por el agujero de la trepanación, y en la que era imposible identificar ninguna estructura. Tras dos o tres minutos en los que el forense movió su mano por el cerebro como se puede mover en un recipiente de agua, afirmó: aquí está, enseñándoles a los allí presentes una bala de 9 mm.  A la semana, Ramón tuvo oportunidad de acceder al completísimo informe que había redactado el médico forense, que explicaba la trayectoria de la bala a través de las estructuras cerebrales con un precisión digna del mejor anatomista que la historia haya dado…

 

         Me vino hoy a la mente este recuerdo, y me hizo pensar que debía “relativizar” lo sucedido con las empresas de telefonía móvil. Y es que este país “da un tipo de personajes”, que afortunadamente no son mayoría, en los que la frivolidad y la picaresca en todos los órdenes de la vida es su característica más sobresaliente… espero que nunca, por el bien de todos, sean mayoría…

Publicado por gIÚS el 4 de Febrero, 2011, 22:57 Comentarios 6 | Comentar | Referencias (0)

¿A dónde van?

            Hace unos años, en un magnífico programa de televisión, “El conciertazo”, los niños disfrutaban en la mañana de los sábados con la música clásica. El programa estimulaba la participación infantil y. siempre, los niños hacían preguntas al director con la profundidad que solo ellos parecen alcanzar.  En una ocasión, una niña le preguntó al director de la orquesta de RTVE “a dónde se iba la música”, lo cual puso en un aprieto al conductor del programa, hasta el punto de no saber contestar adecuadamente… y anduve yo un tiempo con esa pregunta entre mis neuronas…

 

         Hace ya también bastantes años descubrí una canción que hablaba un poco de lo mismo, y que, además de gustarme, me reactivó la pregunta que hizo el niño del sábado por la mañana:

 

                        ¿A dónde van las palabras que no se quedaron?

                        ¿A dónde van las miradas que un día partieron?

                        ¿Acaso flotan eternas, como prisioneras de un ventarrón?

                        ¿O se acurrucan, entre las rendijas, buscando calor?

                        ¿Acaso ruedan sobre los cristales,

                        cual gotas de lluvia que quieren pasar?

                        ¿Acaso nunca vuelven a ser algo?

¿Acaso se van? ¿Y a dónde van? ¿A dónde van?.....

 

¿A dónde va lo común, lo de todos los días?

¿El descalzarse en la puerta, la mano amiga?

¿A dónde va la sorpresa, casi cotidiana, del atardecer?

¿A dónde va el mantel de la mesa, el café de ayer?

¿A dónde van los pequeños terribles encantos que tiene el hogar?

¿Acaso nunca vuelven a ser algo?

                        ¿Acaso se van? ¿Y a dónde van? ¿A dónde van?.....

 

El caso es que me vino a la mente, estos últimos días del año en que estoy a punto de entrar en otra década, la pregunta de a dónde coj… habrán ido muchas de las palabras, miradas, certezas con dudas, cafés de ayer… y es que, probablemente, querría que volviesen a ser algo, o al menos me gustaría saber por donde estarán…

 

 A veces pienso que debería haber una “Oficina de Objetos Perdidos”  para encontrar todas esas cosas que un día perdimos… y que podríamos volver, al menos, a buscar… Si alguien sabe algo de esto, le ruego me haga llegar toda la información de que disponga, recordando que incluso podría pagar por ella.  Informo a quien quiera ser informado que estos días me acerqué a una Oficina Municipal de Objetos Perdidos para buscar un pasaporte que me falta desde hace ya un tiempo y con el que podría salir de este blog y recuperar la más absoluta “normalidad”… y no lo tenían, creo que afortunadamente para mí.

Publicado por gIÚS el 29 de Diciembre, 2010, 1:39 Comentarios 10 | Comentar | Referencias (0)

...sucedió en Nottingham...

            Viene al caso contar que durante mi infancia y adolescencia siempre pensé que el mundo de los adultos era serio. Y aunque no sabía muy bien si me gustaría o no, la verdad es que me atraía algo… porque lo relacionaba con ser más autónomo, libre… más yo, en definitiva… Un tiempo en el que los buenos siempre ganaban y los malos, que casi siempre eran indios o parecidos, recibían su merecido…   

 

            No sé si viene al caso o no recordar que, en el límite de la adolescencia, la vida comenzó ya a darnos “patadas” en las gónadas. Y no ha parado, oye… y desde entonces todo parece funcionar al revés de cómo había pensado… los buenos las llevan hasta en el culo y los malos se van de rositas… y encima con la chica. Por eso nos volvemos locos cuando Iniesta, que tiene aspecto de no haber dejado cráneos por el camino, gana un Mundial… o nos quedamos pensativos cuando algún despistado anónimo da un riñón de forma altruista a un desconocido (sí, acojonante, pero los hay)…

 

            Yo conocí a uno de esos, y viene al caso todo esto porque hoy me he enterado que ha fallecido John. John era el padre de una familia de Nothingam con la que conviví 15 días hará unos 15 años, más o menos. Ingeniero de la Philips, acababa de retirarse, con lo que iba a poder dedicar, me decía, más tiempo a sus hijos… bueno, a los últimos. Porque los primeros, los dos biológicos, ya estaban emancipados y viviendo en dos ciudades inglesas. Y los segundos, también dos y adoptados, empezaban a ser independientes, ya que comenzaban a trabajar en un taller de manualidades uno, y en una fábrica de lápices, el otro. Creo que es pertinente decir que ambos eran síndrome de Down.

            Pero decía John en aquel momento, que no se me olvide, que se iba a poder dedicar más a sus hijos, los terceros… un bebé Sindrome de Down profundo y otro de 5 años con parálisis cerebral, a los que acababa de adoptar. Claro que en todo esto le ayudaba, y mucho, Margaret, su mujer, que repartía su tiempo entre el juzgado de paz de la zona, la asociación de dependientes del barrio, y su familia, entre otras actividades. Bueno, los dos eran cuáqueros, y no sé si esto es o no pertinente recordarlo…

 

  Hoy, al enterarme del fallecimiento de John, me ha venido a la cabeza, no sé por qué, la infancia, la ingenuidad, la bonhomía,…y Nothingam, y los cuáqueros… y he pensado que, más allá de lo que podamos imaginar y vivir cotidianamente, hay espacios escondidos de autenticidad y humanidad, alejados de cualquier rastro de falsedad o artificio… espacios en los que la gente intenta no pisar a nadie, espacios en los que se ofrecen de modo altruista partes de la vida de uno,… o espacios en los que vive gente como John… en cualquier esquina escondida de cualquier Nothingam de por aquí o por allá…

Publicado por gIÚS el 19 de Diciembre, 2010, 20:25 Comentarios 6 | Comentar | Referencias (0)

Reflexiones desde Frikilandia.

         Con la poca "ingenuidad" que todavía tengo, se me ocurrió citar a Stephen Zweig en una reunión de amigos, hará más o menos un mes. Me pareció oportuno, pues dos de ellos estaban hablando algo de alguna novela de Pérez Reverte... y no pude resistir la tentación de decir que alguna de las novelas de Zweig era sublime, en mi opinión…y claro, dos de ellos tampoco resistieron la tentación, a su vez, de exclamar un sonoro ¡¡ya estás tú con esas rarezas!!

         Dado que uno tropieza no una, sino veinte veces en la misma piedra, hace unas semanas volví a tener una sensación de, digamos, algo así como "diferente"… y es que en otra cena de amigos, al hablar de qué "hobbies" teníamos, se me ocurrió decir que, de vez en cuando, leía algo de poesía…. Y claro, además de las consabidas "risitas", lo más leve que se oyó fue un ¡¡pero cómo puedes tener tiempo para esas cosas!!... comentario que dejó en mí una vaga sensación de "frívolo"… y menos mal que no comenté nada de mis otras actividades, entiéndase no productivas, a las que me dedicaba …

         Hace dos días me acerqué a un gran centro comercial de las afueras de la ciudad con el objeto de comprar un cargador para el móvil… y me encontré con los hijos de un buen amigo, a los que invité a un café… les pregunté si en el Centro Comercial en cuestión había alguna librería, pues me apetecía ver si tenían algo de un tal Marcial Gondar, antropólogo gallego bien interesante…  y esta vez, tengo que decirlo, entendí perfectamente la condición exacta que me definía, al espetarme uno de ellos… ¿una librer….ííía, dices? ¿Pero serás "friki"? Es que hace falta ser friki, hombre….

         Hoy ya sé que lo que me pasa es que soy un "friki". Y probablemente lo haya sido siempre. Y casi seguro que lo seguiré siendo… y creedme, no sé muy bien qué hacer… quizás cambiar de amigos, o … empezar a ver programación televisiva de sobremesa y noche…, o incluso apuntarme a un "gym" tras hacerme un tatuaje con "piercing" incluido…       Pero es que son muchos años en "frikilandia", entendedlo, y la verdad, no sé muy bien si soportaría la vida "no friki"…  Total, que estoy hecho "un lío"… ya os contaré en qué acaba todo esto… y es que ahora no tengo tiempo… me está esperando la novela de un amigo, supongo que también "friki", que se llama "Luz de  Tebra"….

Publicado por gIÚS el 27 de Octubre, 2010, 22:53 Comentarios 7 | Comentar | Referencias (0)

Lois.

Allá por los noventa solía ir muchas veces a comer a casa de unos familiares, que viven en un rascacielos de la ciudad. Y no pocas veces coincidí en el ascensor con un tipo de 1.80 m., enjuto, cara demacrada, vaqueros gastados y chaquetón azul, que me llamaba la atención por su aspecto entre Kiko Veneno y Rimbaud, y por una escueta y seria amabilidad. Para mis adentros, y dado que, poco a poco se iba deteriorando más y más, pensé que podría tratarse de un enfermo VIH en fase terminal… en fin, prejuicios que uno tiene...

         En una de mis visitas a una librería de Vigo encontré un “librito” que comencé a hojear… y me encontré con un relato que se titulaba “modesta proposición para renunciar a facer xirar a roda hidráulica dunha cíclica historia universal da infamia”. Empecé a leerlo y… compré el libro y ya no lo pude dejar hasta que lo acabé... Desde entonces, siempre andaba pendiente de Lois Pereiro… y así, en uno de sus libros.  “Poemas para unha loia”, aparecía una foto de Lois… y ¡¡era el tipo del ascensor!!

         Dejé de verlo… y me enteré de que tuvo el infortunio de comprar, cuando estudiaba en Madrid, aceite de colza desnaturalizado… y acabó muy enfermo… falleciendo en 1996. En pleno agotamiento escribió otro libro “Poesía última de amor e enfermidade”, que leí… y, una vez más, me puso “los pelos de punta”… mirad si no…

 

O corredor de fondo perde alento (1995).

 

                        Fuxindo dunha vida inzada de renuncias

                        da súa liturxia obesa e oleosa,

                        mediocre nos seus comunais fracasos,

                        bágoas de xelo, indignación contida

                        non deu chegado a tempo de exercer

                        a súa rebelión,

                        nin de levar a cabo

                        a súa vinganza definitiva

                        contra un mundo inxusto, homicida e cruel,

                        pola inutilidade da súa propia vida

                        solitario, enfermo e farigado.

                        a morte anticipouse e chegou antes.

           

         Dicen los críticos que tiene “pegadas expresionistas”, que su poesía tiene “raíces germánicas”, que es un poeta de “la contracultura”…  y yo no lo sé. Es posible que sea todo eso, o incluso todo lo contrario. Pero, de vez en cuando, necesito leer sus poemas. Y nunca ha dejado de emocionarme. Me siento cercano, muy cercano a él en ocasiones. Y me alegro mucho de que le reconozcan su obra, con la que yo tanto he disfrutado. El “tipo” del ascensor. El infortunado de aquel infame episodio de “la colza”. El próximo autor del “Día das Letras Galegas”. Lois Pereiro.

Publicado por gIÚS el 30 de Septiembre, 2010, 23:42 Comentarios 9 | Comentar | Referencias (0)

¿Por qué escribimos?

           

            Me lo he preguntado en demasiadas ocasiones. Y no sé qué responderme. Tengo pocas dudas de que, cuando se inventó la imprenta, la escritura sirvió como elemento de comunicación. Y es verdad que este “blog” es fundamentalmente eso, un elemento de comunicación. Pero no es menos verdad que la gran cantidad de escritos, novelas, blogs, “facebooks”, “twiters”,… revelan, creo, algo de soledad humana, algo de falta de acción vital… y mucho de ansia de comunicación.

 

            El que escribe es, de alguna manera, un ser extraño. El que habla no es, casi nunca, quién escribe. Y es posible que quién escriba no sea él.  Y lo digo porque yo me he sentido, en ocasiones, mejor escribiendo que hablando, y no sé hasta qué punto lo que escribía reflejaba lo que era… y al contrario, alguna otra vez tuve una imagen de quien escribía que poco tenía que ver con la realidad….

 

             De todas formas, creo que escribo para parecerme a lo que escribo, porque estoy bastante seguro de que no escribimos sobre lo que creemos escribir, sino sobre... nosotros mismos. Como los novelistas, en los que casi siempre hay un fondo autobiográfico en cada historia… Y de nosotros mismos sale, muchas veces, una reivindicación de la amistad. De quién nos lee o, quizás, pueda leernos. Esa amistad que, como sentimiento puro, parece funcionar solo en la juventud…

 

Pero necesitamos escribir y leer lo que escribimos. Para tener esa involuntaria ilusión de haberlo dicho o leído casi todo. O de vivirlo, que puede ser lo mismo.... y que puede no sea más que una forma de vanidad, si bien se piensa…  como si no nos hubiésemos dado cuenta que, a pesar de haber leído, escrito o vivido casi todo, lo que hemos comprendido es, más bien, poco…

 

            Sintiéndome extraño, sabiendo que puede ser que no sea yo quién escribe, buscando espacios amistosos de comunicación en lo que escribo, siendo probablemente vanidoso al escribir…. seguiré, de vez en cuando, escribiendo. Aunque solo sea por poner orden en lo que pienso… y a pesar de que, al menos en este blog, tengáis que, voluntariamente, “daros de bruces” con mis comentarios…

Publicado por gIÚS el 9 de Septiembre, 2010, 16:04 Comentarios 16 | Comentar | Referencias (0)

No sé muy bien qué decir...

¿Qué puede hacer uno tras coincidir con un universo de sensibilidades pasadas que vuelven a dibujar el porvenir...?

¿Qué puede uno pensar cuando el tiempo compartido parece raro y, sin embargo, tan familiar…?

¿Qué puede decir uno tras corroborar complicidades que fueron antes que presencias …?

¿A quién nombrar cuando todos sobresalen en afectos tan cordiales…?

¿Qué pensar cuando la discrepancia se acompaña de un escrupuloso respeto…?

¿Cómo puede uno explicar que al adentro pocas veces le fue tan fácil salir…?

 

Sin saber bien qué decir, probablemente uno deba, únicamente, al levantarse, respirar hondo y, con ese sorbo de aire fresco,  levantarse y… andar.

Publicado por gIÚS el 29 de Agosto, 2010, 22:38 Comentarios 21 | Comentar | Referencias (0)

Tonada inasible dedicada a Saramago.

 

  Tengo que decir que lo leí poco. “El Evangelio según Jesucristo” y “Ensayo sobre la ceguera”, para ser exactos. Pero lo escuché, a través de entrevistas, en bastante más ocasiones. Y siempre me pareció lúcido, humilde, honesto consigo mismo,… y pesimista con ganas de no serlo. Sé que a algunos les pareció siempre un “muermo” y un “solemnizador de obviedades”. Pero no fue mi caso.

 

   Hace unos cuantos años, estuvo en la inauguración de un Congreso médico que se celebró en A Coruña. Yo, sin tener nada que ver con tal evento, logré “colarme”. Y le escuché hablar del “bien interno” de las profesiones, cualidad que relacionaba con la vocación. Y del “bien externo”, que relacionaba con el poder, dinero, … Y recordó que, si uno valoraba únicamente el “bien externo”, mal irían las cosas. Porque lo que uno nunca debía perder era, precisamente, el “bien interno”. Que era lo que nuestra organización social “invitaba” a perder…   refrescantes palabras para mí, sin duda…

 

   Fue amigo de los más desfavorecidos. Y criticó la “democracia formal” que ahogaba la verdadera democracia, que veía, únicamente, como un horizonte. Y se rebeló también, públicamente, contra la opinión imperante sobre los países latinoamericanos que constituían “el eje del mal”, como antes lo había hecho contra la dictadura de Salazar. Y jamás traicionó su compromiso, aunque en algún caso hubo de rectificar alguna declaración realizada desde imperativos del momento. Siempre discretamente, sin estridencias y sin ánimo de molestar a nadie. Aunque molestó, y mucho.

 

   Por todo ese ejemplo de coherencia construido desde unos orígenes humildes y desde una honestidad que nunca se agotó, fue ejemplo para muchos. Como para mí, entre otros. Supongo que su ausencia se hará, rápidamente cotidiana. Pero espero que no el recuerdo del ejemplo de su vida y de su obra. Porque, aunque no lo parezca, seguimos necesitando “símbolos”.  Aunque molesten… incluso a veces a nosotros mismos…

 

“Hace quince segundos
que se murió el poeta
y hace quince siglos
que notamos su ausencia.
Creíamos entonces
que estabamos de vuelta,
cuando faltaba tanto
de ausencia y de poeta.

Hace quince milenios
se nos fugó el poeta
dejándonos sus viudas
y su niña eterna.
Brindemos por su verbo,
por su roja cabeza,
hermanos de la sangre
vertida del poeta.

Por él sus adversarios
no olvidan, mas celebran,
y por él, sus amigos,
como quiera que hoy sean,
se juntan nuevamente
por sus miserias
convocando a este muerto
de la salud perfecta.

Hace quince silencios
y otras muchas tristezas
quién sabe qué diría
su voz de inteligencia.
Por eso un cisne canta,
prófugo en la floresta,
la tonada inasible
que despertó el poeta….”

    La Tonada inasible. Silvio Rodríguez.

Publicado por gIÚS el 19 de Junio, 2010, 0:29 Comentarios 20 | Comentar | Referencias (0)

Artículos anteriores en gIÚS

 

 

Blog alojado en ZoomBlog.com